Los mitos del “culo” de las botella de vino

Las botellas de vino, tienen una forma convexa, que comúnmente se llama culo de vino y tiene una verdadera explicación. De niños, creíamos que si dábamos golpes a la parte inferior de la botella, se hacía más resistente y era irrompible.
Otro mito era que la forma de la botella de vino, diferenciaba a los vinos buenos de los vinos malos, o mejor dicho, los vinos de gran calidad y lo vinos de menor calidad.

La verdad es diferente, la forma del culo de la botella, sirve para dar más robustez, más rigidez y evitar que se rompa ya que es más resistente.
Imaginaros que la botella de vino, fuera totalmente lisa y no presentara ningún tipo de convexidad en su parte final, habría muchísimo riesgo de que, al crearse presión en su interior, estallara.
El porcentaje de que se dé una posible rotura es mucho más alto en los vinos de maceración carbónica, es decir, aquellos en los que la uva es fermentada en una atmósfera de dióxido de carbono justo antes de que la fruta sea machacada.
Otro motivo de su forma, es para un mejor transporte, movimiento y para servir, ya que podemos introducir el dedo pulgar dentro para tener un mejor agarre de la botella además de que para las máquinas embotelladoras agarren el vidrio de una forma rápida y segura.

About Accesoriosdevino

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *